En algún lugar

En algún lugar
tiene que haber un rayo de luz
que disipe las tinieblas del futuro
una esperanza
que no se deje matar por el desencanto
y una fe
que no desconfíe inmediatamente de sí misma

En algún lugar
tiene que haber un niño inocente
al que los demonios aún no hayan conquistado
un frescor de vida
que no espire putrefacción
y una felicidad
que no se alcance mediante las desgracias de los demás

En algún lugar
tiene que haber un despertador de la reflexión
que avise del peligro de los juegos autoaniquiladores
una seriedad
que se atreva a tomarse en serio
y una bondad
cuya raíz no sea simplemente maldad contenida

En algún lugar
tiene que haber una belleza
que siga siendo belleza
una conciencia pura
que no oculte un crimen reprimido
tiene que haber
un amor a la vida
que no hable con lengua equivoca
y una libertad
que no se conquiste oprimiendo a los demás

María Wine