Principio de incertidumbre

Por el Principio de Incertidumbre
es imposible determinar
a la vez
la posición y la velocidad de un objeto.

Un paradigma dudoso.
Así como el colibrí en vuelo
a cada instante
pierde un colibrí,
en un mismo acto
se elimina lo que aparece.

Somos
de segundo en segundo
un relámpago
y después otro
y ese espacio no vuelve.

Una sucesión de invisibles.

Vamos detrás de nuestra semejanza
tocándola apenas,

como la nieve.

La unidad y el trayecto son ilusorios.

El principio sería acertado
si no hubieran medido

la ausencia de los cuerpos.

Leopoldo Castilla

Anuncios